Mamás y Papás

Cenas para bebés: cuándo empezar e ideas de menús por edades

logo Roams
Última actualización: 29 de septiembre de 2023
Laura Remolina
3.867 personas han leído este post en los últimos 12 meses

Las cenas para bebés pueden ofrecerse a partir de los 6 meses, y deben ser ligeras para facilitar su digestión: verduras, fruta, pescado, huevos, carne blanca... Evitando siempre los fritos y los ultraprocesados.

Cenas para bebés

El bebé va cambiando su alimentación por edades, comenzando desde los 6 meses con la alimentación complementaria.

A partir de aquí, en la alimentación del bebé irán entrando uno a uno nuevos alimentos. Cada vez los gestionará mejor, descubriendo nuevos sabores y texturas, aunque debemos tener cuidado siempre con los atragantamientos (1) .

Una duda generalizada es cuándo empezar a darles alimentos también por la noche: ¿Es conveniente dar cenas para bebés de 1 año? ¿Es demasiado pronto, o demasiado tarde?.

La verdad es que no hay una fecha fija para dar la cena a tu bebé. El menú de 1 año ya incluye gran variedad de alimentos, tomando una dieta muy similar a la de los adultos.

Por ello, dar o no la cena dependerá más bien de los hábitos de cada familia, aunque se suelen empezar a dar las cenas para bebés de 9 meses.

Pero entran en juego muchos factores: si el bebé tiene hermanos, quizás te interese empezar antes para que comparta ese momento con los demás. Hazlo según te venga mejor.


Cenas saludables para bebés

Si vamos a empezar por ejemplo a hacer cenas para bebés de un año, deberemos tener en cuenta qué le vamos a ofrecer.

Las cenas tienen que ser ligeras, para que tengan una digestión sencilla y no les afecte en el sueño (2) .

Podemos darles para cenar alimentos muy variados, teniendo siempre en cuenta que sean recetas saludables.

Como cenas para bebés sanas son muy buena idea las verduras, huevos, cereales, proteínas ligeras, como pescados a la plancha o carne blanca, fruta (3) ...

Algo importante a tener en cuenta es que nunca debemos ofrecer un alimento nuevo a la hora de cenar. Así evitaremos posibles reacciones alérgicas durante la noche (4) .

Tampoco deben darse de manera habitual alimentos peores para su salud, como los fritos, los alimentos ultraprocesados como la comida precocinada, azúcares añadidos... estrechamente relacionados con el sobrepeso y la obesidad infantil (5) .


Menú de cenas para bebés

Lo primero que tenemos que tener en cuenta a la hora de elegir el menú de cenas es la edad de nuestro peque, ya que una cena para bebés de 11 meses no es igual a una de un bebé de 7 meses.

Esto dependerá de qué alimentos puede o no tomar hasta que cumpla ciertas edades (6) :

  • Verduras de hoja verde: como las espinacas, la borraja y la acelga. No se recomiendan hasta los 12 meses por su alto contenido en nitratos.
  • Pescados grandes como son el pez espada, emperador o atún, por su enorme cantidad de metales: hasta que cumplan 1 año.
  • Marisco: evitar hasta los 12 meses el consumo habitual de cabezas de gambas, de cigalas y langostinos, así como de cuerpos de crustáceos parecidos al cangrejo.
  • Leche y derivados: hasta los 9 meses de edad no pueden empezar a tomar ni yogur ni queso fresco. Sólo puede tomar leche materna (7) o de fórmula. Cuando cumplan el año ya podrán tomar leche entera de vaca y otros lácteos.
  • Azúcares: no se recomiendan a ninguna edad. Introducir lo más tarde que se pueda y siempre ocasionalmente. Que nunca sea un hábito (8) .

Debemos tener en cuenta la edad del bebé a la hora de diseñar su menú de cena.

Si el bebé tiene menos de 9 meses, no podrá tomar las excepciones citadas, por lo que tendremos que guiarnos por el menú del bebé de 6 meses.

Cenas para bebés de 8 meses:

  • Pescado a la plancha con brócoli.
  • Puré de verduras.
  • Tiras de pollo y boniato asado.
  • Tortilla francesa de calabacín.
  • Hamburguesas de merluza y guisantes.
  • Sopa espesa de fideo.
  • Crema de puerro.
  • Porridge con fruta.
  • Trocitos de pavo con yuca.

Si nuestro bebé es más mayor, ya podrá tomar más alimentos, como los lácteos, pudiendo seguir el menú del bebé de 10 meses.

Cenas para bebés de 10 meses:

  • Tortilla de queso fresco.
  • Puré de verduras.
  • Merluza a la plancha y puré de patata.
  • Yogur con macedonia.
  • Sopa de quinoa.
  • Crema de brócoli con tiras de lomo.
  • Queso freso con fruta.
  • Porridge con zanahoria rallada
  • Nuggets de pavo y patata.

Una vez que el bebé cumpla los 12 meses, ya podrá tomar gran cantidad de alimentos, por lo que podremos seguir el menú de 1 año:

  • Empanadillas de atún con tomate.
  • Tortilla de verduras.
  • Merluza al vapor y ajetes.
  • Queso fresco con macedonia.
  • Sopa de pollo y fideo.
  • Crema de calabacín y bastones de pavo.
  • Humus con palitos de verduras hervidas.
  • Porridge con mango rallado.
  • Nuggets de brócoli.

Preguntas frecuentes sobre cenas para bebés

¿Qué dar de cenar a un bebé de 1 año?

La cena del bebé de 12 meses puede consistir en algo de proteína (carne, pescado, huevo...), verdura y un poco de fruta, así como leche materna o biberón antes de dormir.

Una buena idea para no repetirte en tus recetas es diseñar un menú de cena del bebé de 1 año. Además, te ayudará a organizarte a la hora de comprar los ingredientes.

¿En qué se diferencia la cena de un bebé de 20 meses y la cena de niños de 2 años?

Simplemente en la cantidad, ya que los alimentos y el formato son muy similares. Ten en cuenta que el bebé de 20 meses le cuesta más masticar, por lo que no le des carnes demasiado duras, por ejemplo.

¿Cuáles son buenas recetas de cenas de bebé de 1 año?

Con 12 meses no merece la pena complicarte, ya que el bebé puede tomar lo mismo que vaya a cenar el resto de la familia, adaptándolo un poco.

Sin embargo, si quieres hacer recetas de cena para el bebé de 1 año les encantan las hamburguesas caseras, respotería con cereales integrales, bastones de verduras, nuggets caseros de pollo...

Fuentes del artículo
  1. Sidell, D. R., Kim, I. A., Coker, T. R., Moreno, C., & Shapiro, N. L. Food choking hazards in children. International Journal of Pediatric Otorhinolaryngology, 77(12), 1940-1946. https://doi.org/10.1016/j.ijporl.2013.09.005
  2. Prado, E. L., & Dewey, K. G. Nutrition and brain development in early life. Nutrition Reviews, 72(4), 267-284. https://doi.org/10.1111/nure.12102
  3. OMS. Alimentación del lactante y del niño pequeño. https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/infant-and-young-child-feeding
  4. Seth, D., Poowutikul, P., Pansare, M., & Kamat, D. Food Allergy: A Review. Pediatric Annals, 49(1), e50-e58. https://doi.org/10.3928/19382359-20191206-01
  5. Brown, C. L., Halvorson, E. E., Cohen, G. M., Lazorick, S., & Skelton, J. A. Addressing Childhood Obesity: Opportunities for Prevention. Pediatric Clinics of North America, 62(5), 1241-1261. https://doi.org/10.1016/j.pcl.2015.05.013
  6. Matonti, L., Blasetti, A., & Chiarelli, F. Nutrition and growth in children. Minerva Pediatrica, 72(6), 462-471. https://doi.org/10.23736/S0026-4946.20.05981-2
  7. OMS. Lactancia materna y alimentación complementaria - OPS/OMS | Organización Panamericana de la Salud. Consultado en https://www.paho.org/es/temas/lactancia-materna-alimentacion-complementaria
  8. AEPED. Recomendaciones de la AEP sobre alimentación complementaria | Asociación Española de Pediatría. Consultado en https://www.aeped.es/comite-nutricion-y-lactancia-materna/nutricion-infantil/documentos/recomendaciones-aep-sobre-alimentacion

Personas que han participado en este post:

Laura Remolina
Roams
Actualizado por Laura Remolina

Laura es graduada en biotecnología y doctora en fisiología animal por la Universidad de Salamanca. Ha dedicado más de 5 años a la investigación y cuenta con publicaciones en revistas americanas del sector. En Roams, Laura es Directora de Innovación y se encarga del área de Peques, aportando además de sus conocimientos en ciencia, los obtenidos del día a día de su propia maternidad.