Mamás y Papás

Estimulación del bebé de 4 meses: explora todo con la boca

logo Roams
Última actualización: 22 de junio de 2023
Laura Remolina
61 personas han leído este post en los últimos 12 meses

La estimulación del bebé de 4 meses busca que el bebé aprenda a girarse sobre sí mismo de boca abajo a boca arriba, se sostenga sentado con apoyo y siga avanzando a nivel cognitivo.

Estimulación temprana para bebés de 4 meses

La estimulación para bebés de 4 meses es más gratificante para la familia ya que a esta edad están más receptivos y se hacen entender muy bien.

La estimulación temprana a los 4 meses busca que el peque siga investigando y desarrollando sus capacidades psicomotoras y afectivas mediante la interacción con su mamá, con familiares y con su propio cuerpo.

El desarrollo del bebé de 4 meses se caracteriza porque ya sostiene la cabeza periodos de tiempo largos y suele empezar a querer estar sentado con apoyo para ver mejor.

Puede agarrar juguetes con facilidad e incluso pasárselos de una mano a otra, lo cual demuestra su mayor coordinación motora.

Empieza a llevarse las manos continuamente a la boca a modo de exploración, conocido como fase oral. También lo hará con objetos, ya que así descubre su textura.

Nuestra opinión experta

En ocasiones esto se malinterpreta y se piensa que tiene molestias por la salida de los dientes, pero generalmente estos suelen salir unos meses más tarde.

foto del autor
Laura RemolinaRedactora experta en salud infantil

Debido a sus avances y a lo consciente que empieza a ser de su alrededor, la estimulación visual para bebés de 4 meses es clave (1) para su desarrollo neurológico.

Si te preocupa el desarrollo de tu bebé o piensas que la estimulación temprana no resulta efectiva, podría interesarte hacerle un seguro privado de salud para que le revisen especialistas.

Hazle a tu bebé un seguro de salud


Ejercicios de estimulación temprana a los 4 meses

Para llevar a cabo ejercicios de estimulación para bebés de 4 meses debemos tener en cuenta algunos aspectos:

  • Respeta el ritmo de tu bebé, no le compares con hermanos o amigos. Cada peque es diferente y por norma general consiguen los hitos evolutivos antes de unas edades límite.
  • La estimulación tiene que ser entretenida para que sea útil. No debemos forzarle nunca a hacer una actividad que no le apetezca.
  • Estimular jugando captará su atención y hará que sea realmente efectivo.
  • Hacer los ejercicios siempre en el momento idóneo: cuando el bebé esté cómodo, sin hambre y sin sueño. Si está cansado, hambriento o enfadado no querrá participar o incluso llorará.

Para lograr más efectividad debemos hacer la estimulación temprana del bebé de 4 meses paralelamente a su adquisición de capacidades. Por ejemplo, si aún no se sabe girar no tiene sentido estimular que se siente solo (es posterior).

Estimulación psicomotora del bebé de 4 meses

Para que los bebés sigan aumentando su tonificación muscular deben tener el máximo tiempo posible al día de juego libre tumbados boca abajo: postura conocida como tummy time.

A los 4 meses el bebé ya se mueve mucho y sabe girarse sobre sí mismo, por lo que debemos extremar las precauciones: no debe estar nunca en una superficie alta como el cambiador, la cama o el sofá sin vigilancia.

Lo ideal es ponerles boca abajo sobre una mantita o alfombra en el suelo, para que estén en una superficie firme pero acolchada para evitar que se hagan daño.

Se recomienda que estén como mínimo 30 minutos al día tumbados boca abajo, a ratitos para que no se agoten.

Es una estimulación ideal para los 4 meses del bebé ya que fortalecen músculos de brazos, cuello, pecho y espalda (2) al practicar los giros y sostener la cabeza.

Para estimular su capacidad motora, puedes probar con los siguientes ejercicios:

  • Túmbale boca arriba y ayúdale a girarse sobre sí mismo en ambas direcciones. Así aumentará su fuerza y aprenderá el movimiento.
  • Ayúdale a sentarse con apoyo. Le encantará observar las cosas desde arriba y tonificará la espalda.
  • Para que aprenda a mantenerse sentado, siéntale y muévele suavemente hacia los lados por los hombros. En el intento de equilibrarse estará aumentando su musculatura.
  • Aprovecha la hora del baño para que juegue en el agua: dar pataditas, salpicar, usar juguetes de agua...
  • Estimula sus manos: ayúdale a tocarse distintas partes del cuerpo, a coger objetos de distintas formas, a señalar...

Ejercicios de estimulación cognitiva para bebés de 4 meses

Para que el recién nacido siga familiarizándose con el mundo a su alrededor, es importante hablarle mucho a lo largo del día: clave para el desarrollo de su lenguaje.

  • Mientras le seques después del baño, acaríciale y hazle cosquillitas.
  • Tumbado boca abajo, pon juguetes a su alcance para que se entretenga y los explore.
  • Sujétale frente al espejo mientras dices su nombre. Juega frente al espejo para que observe sus expresiones.
  • Juega con él e interactúa todo lo posible: a dar palmas, a los cinco lobitos, al cucú-trás tapando su carita con un pañuelo, léele cuentos... sus sonrisas serán un no parar.
  • Deja que te acaricie y te explore: acerca tu cara a él y que te observe, te toque, te huela... aunque cuidado con los cabezazos.

Siempre que consiga algo nuevo, házselo saber. Aplaudir sus logros hará que esté motivado y su curiosidad e interés por seguir aprendiendo aumentarán aún más.

Ejercicios de estimulación del lenguaje del bebé de 4 meses

El desarrollo del lenguaje está estrechamente relacionado con el avance a nivel psicomotor del bebé. Aún así, existen ciertas actividades que facilitarán que tu bebé aprenda el significado de las palabras:

  • Háblale mientras haces gestos. Frases cortas y breves para que te preste toda su atención.
  • Cántale canciones que incluyan gestos o bailes: ¡le encantarán!.
  • Llámale siempre por su nombre: la repetición hará que se empiece a identificar con esa palabra.
  • Cambia tu tono de voz en función de la situación: tranquila si hay que dormir, divertida, tierna... así aprenderá a relacionar el tono en la voz con tus gestos en la cara.
  • Respóndele siempre. Cuando el bebé hace ruiditos o sonidos estando a solas es probable que te esté llamando. Si le contestas o acudes aprenderá que esa es la manera de comunicarse contigo.

Es necesario que le estimulemos siempre a nivel afectivo: háblale cariñosamente mientras le acaricias con suavidad la cara, cuéntale cosas mientras le haces cosquillitas, interactúa con él todo lo posible...

El cariño y la ternura son totalmente necesarios para su autoestima y desarrollar el vínculo afectivo y su personalidad.

Por ello, los ejercicios de estimulación temprana serán diferentes en función de la edad del bebé y el área cerebral que queramos estimular:

Ejercicios de estimulación temprana del bebé de 4 meses
Área Ejercicios de estimulación
Motora Ponle tumbado boca abajo el máximo posible. Ayúdale a sentarse con apoyo. Que agarre objetos a su alcance.
Cognitiva Léele cuentos, cántale, juega a los 5 lobitos, a dar palmas, al cucú trás...
Lenguaje Háblale durante el día contándole lo que vais a hacer. Responde a sus sonidos. Comunícate con él aunque todavía no te entienda.
Afectiva Dale todo el cariño posible: acaríciale, cántale, disfrutad juntos del momento del baño... demuéstrale tu amor y ternura en todo momento.

Juguetes de estimulación para bebés de 4 meses

Una duda común es qué juguetes de estimulación temprana comprar para bebés de 4 meses. La respuesta es fácil: pocos, pero adecuados.

Los bebés de 3 meses no necesitan muchos juguetes, sino nuestro tiempo, dedicación y cariño.

Debemos evitar juguetes ruidosos, y ceñirnos a aquellos sensoriales que pueda coger, explorar e interactuar con ellos:

  • Los mordedores empieza a ser muy útiles en esta etapa. Aún no les salen los dientes, pero como empiezan la fase oral les encantará chuparlos y babosearlos durante horas.
  • Gimnasios interactivos: consisten en una mantita en la que tumbamos al bebé boca arriba para que agarre los objetos que cuelgan sobre su cabeza con una fuerza sorprendente.
  • Alfombra didáctica: ideal para entretenerle mientras está boca abajo y practique sus giros.
  • Sonajeros: al cogerlos y moverlos sonarán y esto les encantará, además de estimular su audición.

Pero lo más importante es que estemos junto a ellos para que se sientan acompañados y reforcemos su autoestima: las necesidades afectivas deben estar saciadas para que avance adecuadamente.


Preguntas frecuentes sobre la estimulación del bebé de 4 meses

¿Son útiles los vídeos de estimulación temprana para bebés de 4 meses?

, ya que te muestran de manera práctica cómo estimular a tu bebé.

Los vídeos de estimulación de bebés de 4 meses enseñan a peques tumbados boca abajo con juguetes a su alcance, aprendiendo a sentarse con apoyo o mientras se juega con ellos, se les hace cosquillas, se hace gimnasia...

¿Qué música usar para la estimulación del bebé de 4 meses?

Música relajante, como la música clásica, y siempre a un volumen bajito.

¿Cómo hacer para que el bebé de 4 meses no se meta las manos en la boca?

No pasa nada. En esta etapa desarrollan el tacto con la lengua y los labios, por lo que hay que dejarles explorar llevándose todo a la boca, incluyendo las manos.

Debemos por ello intentar que las tenga lo más limpias posible, así como sus juguetes, sonajeros, mordedores...

Fuentes del artículo
  1. autores, V. Estimulación temprana y psicomotricidad. Wanceulen S.L. https://books.google.ie/books?id=b6n_CgAAQBAJ&pg=PA47&dq=hitos+evolutivos+bebe&hl=es&sa=X&ved=2ahUKEwiqv_blvtX7AhVahFwKHfzLBKQQ6AF6BAgFEAI#v=onepage&q=hitos%20evolutivos%20bebe&f=false
  2. Nicosia, M. Estimulacion temprana del bebe/ Early Baby Stimulation: Cuidado, caricias, palabras, miradas y juegos en la etapa de desarrollo del bebe. DOS Tintas Sa.

Personas que han participado en este post:

Laura Remolina
Roams
Actualizado por Laura Remolina

Laura es graduada en biotecnología y doctora en fisiología animal por la Universidad de Salamanca. Ha dedicado más de 5 años a la investigación y cuenta con publicaciones en revistas americanas del sector. En Roams, Laura es Directora de Innovación y se encarga del área de Peques, aportando además de sus conocimientos en ciencia, los obtenidos del día a día de su propia maternidad.