Mamás y Papás

Proceso de inseminación artificial: etapas paso a paso, duración y precios

logo Roams
Última actualización: 27 de junio de 2023
Laura Remolina
46 personas han leído este post en los últimos 12 meses

El proceso de inseminación artificial consiste básicamente en estimular ováricamente a la mujer, controlar el desarrollo folicular, inducir la ovulación, preparar y capacitar el semen e inseminarlo con una cánula en el útero.

En qué consiste la inseminación artificial paso a paso

La inseminación artificial es un proceso por el cual se introduce semen en el útero de la mujer, aumentando así las probabilidades de embarazo.

Los pasos a seguir para una inseminación artificial incluyen una estimulación hormonal de la ovulación en la mujer, una capacitación del semen y su introducción en el útero (1) de la mujer, pero: ¿cómo es el proceso de una inseminación artificial?

Estimulación ovárica para provocar la ovulación

El proceso para una inseminación artificial comienza con un tratamiento hormonal en la mujer para estimular su ovulación.

Generalmente consiste en anular con una serie de fármacos las hormonas endógenas del cuerpo, en particular la hormona folículo estimulante (FSH) y la hormona luteinizante (LH), pudiendo controlarlas así con medicamentos hormonales.

El médico especialista en fertilidad te mandará un tratamiento u otro en función de tu historial clínico.

En la inseminación artificial el tratamiento hormonal es mucho más suave que en una fecundación in vitro, ya que no es necesario que haya muchos óvulos, con 1-2 folículos es suficiente, pero es vital controlar el momento exacto de ovulación.

Este proceso dura entre 10 y 12 días y aumenta mucho las posibilidades de embarazo. Sin embargo, en mujeres con muy buena ovulación no es necesario (inseminación en ciclo natural), abaratándose los costes.

En estos casos lo que se hace es controlar cuándo son los días fértiles de la mujer, para hacer ahí el tratamiento.

Control folicular

En el proceso de inseminación artificial el siguiente paso es realizar una serie de pruebas a la mujer para comprobar que todo marcha como es debido.

Se trata de ecografías vaginales y análisis de sangre para hacer un seguimiento de los folículos en los que se encuentran los óvulos, y su nivel de maduración.

Cuando hay suficiente cantidad de folículos, y tienen un tamaño adecuado, se induce la ovulación por tratamiento hormonal con gonadotropina coriónica humana, una inyección de Ovitrelle.

Este simula el pico de LH que desencadena la ovulación a las 36 horas, por lo que es muy importante contar las horas desde la inyección para programar los próximos pasos de la inseminación artificial

Selección de los espermatozoides

Para continuar con el tratamiento de inseminación artificial paso a paso hay que preparar el semen para la inseminación, lo cual se conoce como capacitación seminal.

2 horas antes de que esté programada la inseminación, el hombre tiene que ir a la clínica y masturbarse, entregando así la muestra de semen.

En el caso de madres solteras, lesbianas o parejas en las que el hombre no tenga espermatozoides por alguna patología, se puede recurrir a semen de donantes, el cual se descongelará previamente (2) .

Para mejorar la calidad del semen del hombre, se lleva a cabo un proceso llamado lavado, en el cual se seleccionan los espermatozoides de más calidad: los que se mueven mejor, frente a los inmóviles, lentos o muertos.

Para mejorar las posibilidades de embarazo, también se retiran ciertas sustancias del semen que entorpecen la fecundación por interaccionar con el cuerpo de la mujer.

Nuestra opinión experta

Se ha demostrado que al introducir muestras pequeñas y concentradas de semen de gran calidad mejora mucho el avance de los espermatozoides hacia el óvulo, y con ello la probabilidad de fecundación.

foto del autor
Laura RemolinaRedactora experta en salud infantil

Inseminación

36 horas después de inducir la ovulación, se programa la inseminación: es el momento adecuado, ya que la ovulación se da a las 36-48 horas de la inducción de la ovulación.

Este es un procedimiento indoloro que no requiere de cirugía: consiste en colocarte un espéculo para abrir la entrada de la vagina e introducir con una cánula los espermatozoides por el cuello del útero.

Ahora sólo queda que los espermatozoides pasen del útero a las trompas de Falopio y fecunden al óvulo, dando así lugar al embarazo.

Para terminar este último paso de la inseminación artificial tendrás que reposar 15 minutos para dar tiempo al avance de los espermatozoides.

A partir de ahí, en 15 días aproximadamente tendrás que hacerte una prueba de embarazo en sangre, que es más fiable que los test caseros en orina.

Este último paso no está incluido en todas las clínicas, cambiando de una a otra.

Seguimiento de tu embarazo

Si os da el test de embarazo positivo, debes esperar 20 días para hacer una ecografía de control y verificar que no haya anomalías.

Desde este momento ya puedes tratar tu embarazo con tu matrona o ginecólogo, igual que si fuera una gestación por métodos naturales.

Ten en cuenta que si vas a querer llevar el seguimiento de tu embarazo por la sanidad privada, debes contratar un seguro de salud unos 6-8 meses antes del embarazo para que pase el tiempo de carencia y te cubra.

Hazte un seguro de salud 6 meses antes de embarazarte


Cuánto dura el proceso de inseminación artificial

Cuánto tiempo dura el proceso de inseminación artificial depende de si se hace en una clínica o por la Seguridad Social.

Si te lo haces por lo privado, el proceso total dura en torno a un mes, aunque generalmente se recomienda hacer 3 ó 4 intentos para aumentar las posibilidades de éxito.

Si por el contrario haces la inseminación artificial por la Seguridad Social, puede haber cierto tiempo previo de espera, dependiendo mucho de cada Comunidad autónoma.

En general no suele tener que esperarse, pero en algunos casos sí que tendrás que entrar en lista hasta que te atiendan, pasando un tiempo de unos 3 meses aproximadamente.

En ese caso, tendrías que sumar los 3 meses de espera más 1 mes que tardes por cada ciclo de inseminación artificial.


¿Cuánto cuesta un proceso de inseminación artificial

El precio de la inseminación artificial varía de una clínica de fertilidad a otra, así como de la complejidad del procedimiento, aunque es el tratamiento de fertilidad más económico.

En general, vale entre 700 y 1100€, aumentando el precio a 1000-1700€ en el caso de inseminación artificial con semen de donante, teniendo que pagar a mayores la medicación hormonal, ya que los medicamentos no se incluyen en el precio.

Si cumples una serie de requisitos, podrás hacerte la inseminación artificial por la Seguridad Social, teniendo incluidos 4 intentos si es semen de tu pareja, y hasta 6 intentos si es semen de donante, como ocurre en mujeres solteras o parejas lesbianas.


Preguntas frecuentes sobre el proceso de la inseminación artificial

¿Cuánto tiempo tengo que hormonarme para una inseminación artificial?

Generalmente entre 10 y 12 días, aunque las dosis son muy bajas en comparación con la fecundación in vitro.

De hecho, si tienes una buena reserva ovárica (muy frecuente en mujeres menores de 35 años) puede no ser necesario tomar medicación hormonal, pudiendo hacerse la inseminación en ciclo natural.

¿Cuánto cuesta la medicación para una inseminación artificial?

En torno a 300-600€ en función de la respuesta ovárica de la mujer.

¿De qué depende el éxito de una inseminación artificial?

Depende mucho de la edad de la madre, así como de la calidad del semen, siendo con semen de donante las tasas de éxito muy superiores.

El porcentaje de éxito de cada ciclo de inseminación artificial es de alrededor del 15-20%. Tras 4 intentos, esto aumenta a un 45-50%, siendo de un 60% con semen de donante.

Fuentes del artículo
  1. Catherino WH. Reproductive Endocrinology and Infertility. https://link.springer.com/book/10.1007/978-1-4419-1436-1
  2. Yeste, M., Rodríguez-Gil, J. E., & Bonet, S. Artificial insemination with frozen-thawed boar sperm. Molecular Reproduction and Development, 84(9), 802-813. https://doi.org/10.1002/mrd.22840

Personas que han participado en este post:

Laura Remolina
Roams
Actualizado por Laura Remolina

Laura es graduada en biotecnología y doctora en fisiología animal por la Universidad de Salamanca. Ha dedicado más de 5 años a la investigación y cuenta con publicaciones en revistas americanas del sector. En Roams, Laura es Directora de Innovación y se encarga del área de Peques, aportando además de sus conocimientos en ciencia, los obtenidos del día a día de su propia maternidad.